Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
3 agosto 2012 5 03 /08 /agosto /2012 09:57

HEPATITIS C: REFUERZO NUTRICIONAL

CONTROLA  EL PESO Y DISMINUYE DETERIORO FISICO

 

 

Un refuerzo nutricional en el transcurso del tratamiento contra la hepatitis C (VHC) evita que se pierda  demasiado peso y mejora la calidad de vida, según un estudio de reciente divulgación que se efectuó en Holanda.

 
Pequeñas porciones de comida varias veces al día y bebida con proteína

Comer pequeñas porciones diarias de comida varias veces por día junto con la incorporación antes de dormir de una bebida saborizada rica en calorías y proteína, son las recomendaciones formuladas por el doctor Karel J. van Erpecum del equipo de van Erpecum, del Centro Médico de la Universidad de Utrecht.

 

·        Complemento de la medicación antiviral

Esta conducta alimentaria debe  acompañar al suministro antiviral con interferón alfa pegilado y ribavirina, afirmó el experto.

 

Detalles de la investigación y resultados

Fueron convocados 53 enfermos de hepatitis C para un ensayo clínico aleatorio

Veintisiete recibieron el régimen alimentario aconsejado.

Los restantes (grupo control) ingirieron los suplementos nutricionales con la misma modalidad de consumo recomendada, aunque solo cuando habían mostrado por lo menos una baja de peso del 5%.

·        Adelgazamiento

·        Destacó un artículo sobre la problemática aparecido en el Journal of Hepatology, que los dos grupos habían adelgazado con una diferencia: a las 24 semanas de tratamiento,  el primero  lo hizo en un orden aproximado a 0,3 kilos, en tanto que el segundo disminuyó 5,4 kg; es decir que los porcentajes respectivos fueron  0,3 y 6,9.


·        Poca fuerza manual.

La fuerza de agarre de la mano, asimismo se redujo en ambos grupos a los que se les practicó la prueba con el dinamómetro Jamar.

 

 Sin embargo esta reducción fue minima en quienes siguieron las pautas alimentarias desde un principio. Las cifras fueron las siguientes: de 40,7 a 39,7 kg en los primeros y significativas en el grupo control con una oscilación de 40,3 a 32 kilogramos.

 

·        Síntomas digestivos

Todos los pacientes sufrieron síntomas digestivos y deterioro de la calidad de vida.

 

No obstante, las alteraciones fueron mucho más bajas y con detención progresiva del detrimento físico en el primer grupo.

Simultáneamente y, de modo ostensible,  crecieron  en los enfermos  citados en el párrafo precedente la posesión de calorías, proteína y grasas.

 

·        Menos efectos adversos

Si bien la nutrición no marcó una respuesta virológica de amplia satisfacción en los grupos, sí la prevención dietaria restó  eficacia  a consecuencias adversas.

 

El uso de suplementos nutricionales  evitó, finalmente,  la pérdida de peso y el estado catabólico durante el tratamiento del VHC, con un descenso de los síntomas digestivos y una ampliación de la calidad de vida.

 

Triple terapia, inhibidores de proteasa boceprevir o telaprevir

Lo que aún se ignora –remarcó van Erpecum- son los potenciales beneficios de la utilización de suplementos alimenticios en la tiple terapia que suele recetarse para el genotipo 1 del VHC. En este caso se administran los inhibidores  de la proteasa boceprevir o telaprevir sumados al  interferón pegilado y la ribavirina.

Pero tampoco niega categóricamente que dejen de favorecer, ya que  argumenta que los inhibidores entran en el cuerpo con las comidas por lo que –en teoría- impedirían la caída de peso y el estado catabólico..

 

Compartir este post

Repost 0
Published by Marcela Toso - en Salud
Comenta este artículo

Comentarios