Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
4 diciembre 2012 2 04 /12 /diciembre /2012 10:43

DESCUBREN GEN QUE INDICA HORA  DE LA MUERTE

Y FUNCIÓN  DEL  RELOJ BIOLÓGICO

 

Acaban de descubrir un gen que es capaz de determinar en qué momento del día fallecerá su portador y cómo se ve afectado el  funcionamiento del reloj biológico.

 

 

Estados agudos: manifestación de derrame cerebral e infarto

 

Un estudio revela que muchos aspectos de la biología y conducta humanas, más la fijación de la hora de manifestación de estados clínicos agudos como el derrame cerebral y el infarto, se ven regulados por el reloj  biológico.

 

Indicios genéticos

En la revista Annals of Neurology, el experto del Beth Israel (Boston, EE. UU.), Andrew Lim, informó que la investigación que
lideró se abocó en un principio a buscar  los índices genéticos de alto peligro para contraer el Alzheimer y el Parkinson.

 

Descifran genomas

Pero la labor acusó un cambio  inesperado cuando el equipo de científicos terminó descifrando los genomas de los participantes analizados.

 

Ciclo de sueño-vigilia

Fueron evaluados 1.200 individuos de diferentes edades,  quienes durante 15 años y hasta cumplir en su totalidad los 65 años, portaron una pulsera especial que medía el ciclo del sueño y la vigilia.

 

Diferencias genéticas en madrugadores

Hallaron  que las personas que tienen la costumbre de madrugar y de acostarse temprano reúnen distinciones genéticas en comparación con las que se levantan tarde y  se van a dormir con mucho retraso en la noche.

 

Las tres variaciones genéticas e influencia en deceso

En los miembros que murieron en el transcurso de la prueba y que habían arribado a los 65 años, los expertos constataron que tres variaciones genéticas pueden fijar la hora del deceso.

Añadieron que  quedan por esclarecer los mecanismos que asocian las características genéticas específicas con las singularidades concretas del desenvolvimiento del reloj biológico.

 

Compartir este post

Repost 0
Published by Marcela Toso - en Salud
Comenta este artículo

Comentarios