Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
11 enero 2015 7 11 /01 /enero /2015 14:42

El último número de la revista Molecular Psychiatry revela un descubrimiento a cargo de investigadores suecos: dos genes en sus variantes determinan la presencia de personalidades violentas proclives a la criminalidad.

Estos genes se enlazan con la hiperactividad y las emociones fuertes, según científicos del Instituto Karolinska de Estocolmo, quienes en la publicación remarcan que tras su estudio encontraron que en los países desarrollados más del 50% de los delitos violentos graves obedecen a motivos genéticos.

Añaden que en un 10% de los crímenes se ven implicados los dos genes.

CDH13 y MAOA

El gen denominado CDH13 participa en el proceso de las conexiones neuronales cerebrales y está coligado con el Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH).

MAOA, el segundo gen, se ocupa de metabolizar la dopamina, un neurotransmisor asociado con emociones fuertes como el amor y la violencia. Se llama “gen del guerrero” la variante que absorbe muy poca dopamina y, en estos casos, la consecuencia en el individuo que lo padece es una enorme atracción por vivir circunstancias riesgosas mientras aumentan sus acciones violentas.

Influencia del alcohol

Una gran parte de los delincuentes bajo el efecto del consumo de bebidas alcohólicas, al liberar dopamina en el cerebro y hallarse dominados por estas sustancias psicoactivas, se ven presionados a sostener un comportamiento violento como lo es el homicidio.

Mutaciones genéticas en general inofensivas

En el mundo tan solo un poco más del 20% de las personas son portadoras de mutaciones de ambos genes de alto riesgo. Más aún, teniendo una combinación de mayor peligro que incrementa 13 veces las oportunidades de desenvolverse con violencia, la mayoría de la población no la manifiesta.

Comportamiento agresivo y desenvolvimiento genético

Fueron analizados 895 delincuentes fineses condenados por crímenes violentos. El vínculo entre la agresividad y las mutaciones genéticas fue más amplio en quienes realizaron dos o más crímenes; en tanto, no se detectaron variaciones de relevancia en los genes del grupo de control que no se manejaban usualmente de forma violenta.

Más hombres violentos que mujeres

El “gen del guerrero” prevalece más en los hombres que en las mujeres. La explicación es la siguiente: el sexo femenino tiene dos cromosomas X y, si una variación se localiza en uno de ellos, lo más factible es que se produzca una compensación con el gen del cromosoma gemelo.

En cambio los varones disponen de únicamente un cromosoma X y, entonces, no se enmienda la mutación.

Medicamento preventivo contra las reincidencias

Para evitar que se reiteren procederes muy intimidatorios es útil el suministro del fármaco disulfiram, que se destina a enfermos alcohólicos para que dejen de beber.

Cuando se emiten sentencias corresponde evaluar la capacidad mental del malhechor y su propia facultad de control, a fin de entender la naturaleza y corolarios de los hechos delictivos. La toma de disulfiram permitiría que los presos accedan a libertad condicional y/o reducción de condena.

Compartir este post

Repost 0
Published by Marcela Toso - en Salud
Comenta este artículo

Comentarios

Masajes 08/09/2015 22:09

Creo que anteriormente había hecho una investigación acerca de este tema. Me pareció algo sumamente interasante. Aunque en aquella oportunidad no pude profundizar mucho, hoy leyendo tu artículo recordé mucho de lo estudiado y aún me sorprende.
Gracias!

Paula Velero 03/19/2015 10:54

Interesante artículo sobre la violencia y los genes. Siempre he creído que tenía gran repercusión en las actuaciones de la gente.

Marcela Toso 08/10/2015 14:15

Muchìsimas gracias a ambos por sus comentarios favorables respecto a mi nota, un abrazo, Marceka Toso

Marcela Toso 03/19/2015 13:13

Muchas gracias por tu comentario y tu aporte a mi nota, un abrazo. Marcela Toso